Saltar al contenido principal
PREVIEW MODE IS ENABLED
1.3.4 Huesos y articulaciones del pulgar
Transcripción

(3.06)

Ahora dejemos a un lado los dedos, para mirar los huesos y articulaciones del pulgar. La primera articulación carpo metacarpiana es la que le da al pulgar su posición especial y una condición ideal para su gran movilidad.

Retiremos las cabezas metacarpianas para mirar las superficies articulares. Aquí está la primera articulación CMC. Se sitúa en frente de las otras articulaciones CMC y en un ángulo con respecto a ellas. Gracias a esto, el pulgar y su metacarpo están frente de los dedos y sus metacarpos. Debido al ángulo de la articulación carpometacarpiana, el pulgar no mira hacia adelante como los dedos, sino hacia los lados, a través de la mano.

La superficie articular del trapecio es curva en dos planos, de lado a lado, y de atrás hacia adelante. La base del primer metacarpiano es curva de la misma manera, la forma de las superficies articulares le permiten al primer metacarpiano moverse en este plano, y en este plano. Nombraremos esos movimientos en un momento, primero miremos brevemente las otras dos articulaciones del pulgar.

La articulación MF del pulgar no es como las articulaciones MF de los otros dedos.

Es más parecida a una articulación interfalángica. Permite solo flexión y extensión. En su aspecto flexor hay dos pequeños huesos sesamoideos, que estén embebidos en la cápsula articular. La articulación interfalàngica del pulgar es como una articulación IF de los dedos.

Ahora volvamos a la articulación CMC, y miremos como se mueve el primer metacarpiano y como se llaman los movimientos. El movimiento que se aleja del segundo metacarpiano se llama abducción. El movimiento que se acerca a él es aducción. Los movimientos en ángulo recto con respecto al eje son llamados flexión y extensión.

Estos dos conjuntos de movimientos usualmente se dan combinados. En la medida en que ...

[Leer más]

(3.06)

Ahora dejemos a un lado los dedos, para mirar los huesos y articulaciones del pulgar. La primera articulación carpo metacarpiana es la que le da al pulgar su posición especial y una condición ideal para su gran movilidad.

Retiremos las cabezas metacarpianas para mirar las superficies articulares. Aquí está la primera articulación CMC. Se sitúa en frente de las otras articulaciones CMC y en un ángulo con respecto a ellas. Gracias a esto, el pulgar y su metacarpo están frente de los dedos y sus metacarpos. Debido al ángulo de la articulación carpometacarpiana, el pulgar no mira hacia adelante como los dedos, sino hacia los lados, a través de la mano.

La superficie articular del trapecio es curva en dos planos, de lado a lado, y de atrás hacia adelante. La base del primer metacarpiano es curva de la misma manera, la forma de las superficies articulares le permiten al primer metacarpiano moverse en este plano, y en este plano. Nombraremos esos movimientos en un momento, primero miremos brevemente las otras dos articulaciones del pulgar.

La articulación MF del pulgar no es como las articulaciones MF de los otros dedos.

Es más parecida a una articulación interfalángica. Permite solo flexión y extensión. En su aspecto flexor hay dos pequeños huesos sesamoideos, que estén embebidos en la cápsula articular. La articulación interfalàngica del pulgar es como una articulación IF de los dedos.

Ahora volvamos a la articulación CMC, y miremos como se mueve el primer metacarpiano y como se llaman los movimientos. El movimiento que se aleja del segundo metacarpiano se llama abducción. El movimiento que se acerca a él es aducción. Los movimientos en ángulo recto con respecto al eje son llamados flexión y extensión.

Estos dos conjuntos de movimientos usualmente se dan combinados. En la medida en que hace estos movimientos, el primer metacarpiano rota alrededor de su propio eje, tal y como lo está haciendo el esfero. Cuando está abducido y flexionado, rota medialmente. Cuando está aducido y extendido rota lateralmente.

Esta rotación no puede suceder aislada sino que hace parte de los otros movimientos más grandes. Esto sucede debido a la curiosa y compleja forma de las superficies articulares de la articulación CMC. Este importante y complejo movimiento del pulgar se llama oposición; es una combinación de abducción, flexión y rotación medial, todo ocurre simultáneamente, aquí en la articulación CMC. Debido a la rotación, la punta del pulgar termina apuntando hacia los dedos. Una vez el pulgar está en oposición, la flexión de las articulaciones MF e IF pone la punta del pulgar en contacto con los dedos.

[Leer menos]
×
Introducir código de acceso
  No ha sido posible validar su código de acceso. Por favor intente después.
Enviar
Háblenos de su experiencia en AclandAnatomy !
(1000 caracteres)
Facilidad de uso 1 = No es fácil de usar; 5 = Muy fácil de usar
Navegación en videos 1 = No es fácil de navegar; 5 = Muy fácil de navegar
Resultados de búsqueda 1 = No relevante; 5 = Muy relevantes
Trascendencia para su comprensión de los temas 1 = No fue trascendente; 5 = Muy trascendente
¿Actualmente emplea algún otro formato de los productos Acland (DVD's, versión de transmisión por internet/institucional, etc.)?
Díganos quién es usted.



¿Podemos contactarle para solicitar su retroalimentación?
Enviar retroalimentación
Sus comentarios se han enviado con éxito.
No podemos recibir tus comentarios en este momento. Por favor, vuelva a intentarlo otra vez.
Por favor, inicia sesión para enviar comentarios .
×